Santander y San Miguel lideran la primera ‘Obligación Negociable’ Sustentable en Argentina

Por Equipo Santander Post | 03-09-2021 | 5 min de lectura

Conocida a nivel mundial como SLB (Sustainability Linked Bond) se trata de la primera emisión y colocación de un bono corporativo de este tipo en el país.

La unión hace la fuerza y más cuando el propósito final es contribuir por un mundo más sostenible. Santander Argentina, junto con la empresa de producción y comercialización de frutas, San Miguel, emitieron y colocaron la primera Obligación Negociable (ON) vinculada a la Sustentabilidad (SLB) en Argentina por más de U$S 50 millones.

¿Qué es una Obligación Negociable Sustentable? Según la Asociación Internacional de Mercados de Capitales (ICMA), los SLB son bonos cuyas características financieras y / o estructurales varían en función de si el emisor logra objetivos de sustentabilidad. Los emisores se comprometen con mejoras futuras explícitas en los resultados de sustentabilidad dentro de un cronograma predefinido.

Los objetivos de sustentabilidad deben ser medibles a través de indicadores clave de rendimiento (KPI) definidos y evaluados en comparación con los objetivos de rendimiento de sustentabilidad. 

Sobre estos bonos, Ignacio Lorenzo, Head de Global Debt Financing de Santander, afirma que Santander “tiene una enorme responsabilidad y compromiso en la transición hacia una economía baja en carbono” y agregó: “Este primer SLB representa la evolución natural en el desarrollo de productos financieros sustentables que iniciamos hace casi 2 años con la emisión de Obligaciones Negociables Verdes y Sustentables”.  

Además, sobre la estructura del SLB, compartió que permite “vincular las políticas Ambientales, Sociales y de Gobierno Corporativo (ESG) del emisor con un instrumento de mercado, abriendo un horizonte de oportunidades muy atractivo para otras compañías e inversores que se encuentren en este proceso de transición”. 

Lo que se logrará

A partir de este instrumento, San Miguel se compromete a alcanzar un 66% de energía renovable sobre el total del consumo de energía eléctrica demandada en el Complejo Industrial Famaillá en un plazo de 12 meses a partir del 30 de septiembre de este año, generando un ahorro promedio de 6.300 TN CO2 por año.

Esta meta se enmarca en la estrategia de sustentabilidad de la compañía que comprende un ambicioso ‘Plan de Acción por el Clima’ a 10 años cuyo principal objetivo es reducir la huella de carbono, a partir del uso de energías renovables, la conservación de más de 6.000 hectáreas de bosque nativo, que actúan como sumideros de CO2, y el ‘Inventario Global de Gases de Efecto Invernadero’ (GEI), a partir del cual se identifican e implementan acciones de mejora y eficiencia. 

“Anunciar la primera emisión en Argentina de este tipo de bono corporativo nos llena de orgullo. La sustentabilidad atraviesa nuestro modo de producir, la calidad de nuestros productos, el vínculo con nuestros colaboradores, clientes, accionistas, proveedores y con las comunidades de las que formamos parte”, afirmó Juan Massot, Director Global de Estrategia y Finanzas de San Miguel.

Juan Massot, Director Global de Estrategia y Finanzas de San Miguel

A partir de este hito, el Director también sostuvo que apuntan a profundizar “el impacto positivo de nuestra operación a través de sus formas de financiamiento y a continuar nutriendo la relación de largo plazo con nuestros stakeholders”.

La compañía incorporó fuentes renovables de origen eólico en su matriz energética, desde febrero de 2020, superando al culminar el año, la cuota exigida por Ley Argentina de Energías Renovables para el 2025 con 5 años de anticipación.

Por otra parte, en sintonía, José Bandin, Head de Corporate and Investment Banking de Santander Argentina, remarcó estar “orgullosos de acompañar a las compañías en su proceso de crecimiento, en la búsqueda de alternativas de financiamiento que sean responsables con el medio ambiente”. A su vez, resaltó los números de los progresos que enmarca el anuncio: “Tan sólo en el primer semestre del año el conjunto de nuestras operaciones de deuda corporativa tuvo un incremento de 47% frente al mismo período del año anterior, cifras que reflejan el interés por este tipo de instrumento”.    

En línea con lo que establecen los Principios de Bonos Vinculados a la Sostenibilidad, FIX (filial Argentina de Fitch) proporcionará una verificación independiente sobre el marco -en términos de principios- de este tipo de bonos. A su vez, la verificación del cumplimiento de los objetivos se hará de forma anual, contando con un reporte del auditor independiente, Price Waterhouse, quien realizará la validación de los resultados obtenidos en el Objetivo Sostenible.

Reafirmar el compromiso

Dicho hito no es un hecho aislado en el universo de Santander. Significa una reafirmación al compromiso con las inversiones sustentables. Previamente lideró la colocación del primer bono ‘sustentable’ de Argentina. Dicho instrumento está orientado a financiar actividades que benefician al medio ambiente y a proyectos sociales toma un rol fundamental en el ecosistema financiero. 

Además, encabezó la colocación de bonos de empresas. En el primer semestre de 2021, participó en 32 emisiones de obligaciones negociables (ONs) corporativas, sumando $122.000 millones en el conjunto de las operaciones, representando 79% del total del mercado de bonos corporativos.

Aún no hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más historias

¡No te pierdas nada! Suscribite a nuestro Newsletter